lunes, 16 de septiembre de 2013

Entrevista a Graciela Sutta

Entrevista  en  la radio:

LOCUTORA:
-          Vamos a charlar hoy con Graciela Sutta, una mujer, que tiene una       discapacidad motriz desde su infancia y que tiene algo que compartir con nosotros sobre su vida y actividades. Contanos Graciela, como ha sido tu vida y a qué te dedicás ahora?
GRACIELA:
-          Buenos días Patricia, buenos días a la audiencia. Bueno, podría contarles que tuve polio a los 7 meses y desde ese momento transcurrieron mis días entre médicos, hospitales, tratamientos y mi adaptación a lo que me rodeaba.
-          Fui a la escuela, tuve amigos, mi familia siempre fue un apoyo para mi, trabajé en mi iglesia por mucho tiempo como maestra de distintos grupos (niños, jóvenes y adultos) cumplí una misión proselitista. Estudié música y canto, di clases, en fin, tuve un sinfín de actividades diferentes, formé una familia, tengo dos hijos de 20 y 19 años y como suele suceder en muchas vidas, las situaciones personales me llevaron a mi actividad actual.
Yo creo que todos tenemos algún momento especial en que nos replanteamos qué hacer con nuestras vidas, cómo afrontar algunos problemas y yo me encontré a esta edad, 55 años, en los que muchos están prontos a jubilarse y a pensar que ya poco les queda por realizar, con el deseo de empezar proyectos nuevos.

LOCUTORA:  ¡qué bueno ¡ Si, mucha gente cree que cuando pasa los 50 ya no tiene mucho más que pueda hacer y solo se queda esperando el momento de jubilarse para en los mejores casos, dedicarse a viajar, o estar más con la familia, los nietos y todo eso que está presente en esa etapa.
¿ y qué es lo que vos hacés?
GRACIELA:
-          Por una necesidad  emocional  de  encontrar paz  interior, de poder resolver algunos problemas difíciles sin recurrir a las “pastillas mágicas”, empecé una búsqueda de terapias alternativas, libros de autoayuda, incursionar en la relajación y en la meditación, y como siempre he amado la música y la musicoterapia, encontré algo novedoso para mi, que resultó no solo ser mi actividad actual sino una forma de sanar muchos de mis conflictos.
Cuando uno se ocupa de ayudar a otros muchas veces se encuentra a si mismo y se ayuda en su propia situación. Las terapias de sonidos son, una de las formas en que las personas pueden encontrar la forma de sentir paz, salir del estado de stress permanente, tomarse un tiempo para estar con uno mismo. Ir saliendo de muchos conflictos. Y como soy muy curiosa y me interesa aprender más y más, le he añadido la Aromaterapia que es fascinante como medio de conexión con nuestro relegado sentido del olfato.

LOCUTORA:   ¿Y en qué nos pueden ayudar tanto la terapia de sonido como la Aromaterapia ? ¿ a quién se las recomendarías?
GRACIELA:
         Las terapias de sonido y la aromaterapia sirven para aquellas personas que se preocupan por su salud  en su sentido amplio, no tan solo la parte física sino también la mental, emocional y espiritual, son como muchas de las terapias llamadas alternativas y / o complementarias, con visión holística, su utilidad mayor tiene que ver con que si una persona tiene enfermedades crónicas, muchas dolencias una tras otra, emociones que no sabe como manejar etc. Puede usarlas como forma de descubrir el motivo, la raíz de esos problemas, trabajando con su interior, encontrándose con sus emociones, aceptándolas, dejándolas salir.
Mientras más nos conocemos a nosotros mismos, más podemos sanar de cualquier dolencia.
La voz, también es una forma de liberación de tensiones y reconociendo conflictos que no salen a la luz.

2 comentarios:

  1. muy bien, muy bueno. Un gusto haber descubierto esta interesante nota. Saludos Bettiana.

    ResponderEliminar